Periodismo e Historia

La actualidad, la historia y la cultura al alcance de tu mano

Alejandro Magno, el dueño del mundo

leave a comment »

Qué grande, qué magnífico. Extraordinario y regio, majestuoso y grandioso, soberbio, brillante… el joven macedonio que conquistó el Imperio Persa en el año 331 antes de Cristo en la batalla de Gaugamela; aquel que inclinaba levemente la cabeza sobre su hombro derecho cuando te miraba fijamente y te hablaba; tenía un ojo marrón y otro gris, quizás por un traumatismo craneal; el pelo rizado y castaño claro; blanco de piel. Aquel rebelde al que muchos no entendieron; ése que luchó como ninguno y que entró por las puertas de Babilonia aclamado como un rey. Murió antes de los treinta y tres años, seguramente envenenado, pero fue uno de los más grandes luchadores del mundo antiguo, ya que su padre le dijo de niño que Macedonia se le quedaba pequeña y con tan sólo veinticinco años ya había conquistado todo el mundo conocido. Alejandro III de Macedonia, Alejandro Magno. Al pronunciar el nombre se te llena la boca: Alejandro Magno, Alejandro Magno… el grande, el incomparable, el temido. Quiso faraonizarse, pues le apasionaba Egipto desde la primera vez en que estuvo allí (país del que fue rey), y en los relieves de Karnak aparece haciendo ofrendas al dios egipcio Amón. Mantenía relaciones sexuales de manera indistinta con hombres y mujeres (quizás incluso con su madre). Eso sí, sólo con mujeres y hombres jóvenes y bellos, pues eso era lo más normal en la Antigüedad. Fue alumno de Aristóteles, y uno de sus hijos nació cuando Alejandro ya había muerto. Su Imperio, que se repartió tras su desaparición, nunca más sería el mismo. Un héroe o un guerrero sin piedad; un asesino o un conquistador. Quién sabe… era Alejandro el Magnífico, y por algo sería ¿no?

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

2 marzo, 2011 at 21:07

Colegio San Francisco de Asís, ejemplo de educación en Castilla y León

leave a comment »

  • Este centro educativo vallisoletano ofrece una educación bilingüe superior a otros colegios de la comunidad
  • En las últimas Pruebas de Acceso a la Universidad (PAU) aprobaron el 100% de los alumnos presentados

Te recibe cuando llegas a la ciudad de Valladolid y te despide al marcharte. Está estratégicamente situado en un paraje tranquilo, pero no demasiado apartado. Al final del barrio de Delicias de la capital vallisoletana se encuentra el Colegio San Francisco de Asís, que ha abierto sus puertas a ‘Periodismo e Historia’ para hablarnos sobre educación, inmigrantes en las aulas, catolicismo, fracaso escolar, preparación de los alumnos para la PAU, perspectivas de futuro de los estudiantes que finalizan el colegio y otras muchas cosas.


Juan Carlos, director del Centro, en su despacho

Juan Carlos Blanco dirige este centro educativo regentado por los frailes franciscanos conventuales desde que se inaugurase en los años sesenta del pasado siglo. Tiene a unos 525 alumnos bajo su mando, un reto que afrontó “al principio con miedo de saber si estaré preparado, si estaré a la altura, si sabré responder -según confiesa- pero ese miedo inicial se fue tornando en conformidad” y después de tres años en el cargo está “mucho más tranquilo”. Asegura, sin embargo, que más de ocho o doce años en el puesto (los mandatos son de cuatro años) “sería nefasto, no personalmente, sino sobre todo para el Colegio” porque siempre viene bien la entrada de gente nueva y de ideas nuevas.

Además de dirigir el centro, este palentino de 37 años, profesor y religioso de vocación, da clases de Historia del Arte en Segundo de Bachillerato: “Lo mejor siempre, tanto de profesor como de director, son los alumnos. Por eso, cuando me designaron como director me reservé unas clases, porque el contacto con las aulas es importantísimo”. Lo peor de ocupar el sillón de Dirección también lo tiene claro: “que tengo la agenda hasta arriba y la burocracia me quita mucho tiempo”.

El San Francisco de Asís agrupa a alumnos desde los dos y tres años (antes de la Educación Infantil cuenta con un servicio de Ludoteca para los más pequeños) hasta los diecisiete y dieciocho de aquellos que finalizan el Bachillerato. Por ello, para profundizar en los temas que nos interesan hemos hablado, además de con Juan Carlos, con un profesor de Primaria (Juan) y uno de Secundaria (Francisco Javier). Vamos a conocerles un poco antes de ‘entrar en harina’:

Juan Hidalgo durante una intervención en Televisión Castilla y León

Juan Hidalgo, de 30 años, es tutor de Cuarto de Primaria y lleva dos años trabajando en el Colegio, aunque ha pasado ya por otros tres centros católicos. Nació en Valladolid, se crió en los alrededores del San Francisco y asegura que “es el colegio en el que más a gusto he estado de todos por los que he pasado y me pilla al lado de casa, así que todo son ventajas”. En caso de irse de Valladolid optaría por una ciudad costera, pero por ahora no entra en sus planes: “Me he comprado una casa a ocho minutos del colegio y necesito estar aquí hasta que la pague (risas). Además me gusta la ‘cultura de barrio’, encontrarme con las madres y algunos chavales cuando voy a hacer la compra”. En su tutoría tiene a alumnos de entre nueve y diez años, una edad a la que este vallisoletano ya pensaba en dedicarse a la enseñanza: “Desde pequeño me imaginaba que era profesor y corregía las fichas de mis hermanos mayores con la consiguiente bronca”. Sin embargo, no se matricularía en Magisterio tan pronto como terminó el instituto, sino que primero haría un Ciclo Formativo. Necesitó el empujón de un compañero y finalmente estudió Educación Infantil, Magisterio de Inglés y vio cumplido su sueño.

Asegura que lo mejor de su trabajo es “sin duda el reconocimiento de alumnos y padres pasados los años. Te encuentras con padres de alumnos por los que has luchado mucho o por los que te has roto la cabeza, confías en ellos y salen adelante, montan su negocio y triunfan. Lo peor: que siempre hay algún padre que no comprende tus métodos y se enfrenta por defender a su hijo sin más. Siempre hay situaciones desagradables. En mi caso muy pocas, una o dos, pero existen, y esa es un poco la mancha negra”.

Por otro lado, Francisco Javier es tutor de Segundo de la ESO y profesor de Conocimiento del Lenguaje, además de ser Orientador del Centro. También vallisoletano, estudió en el San Francisco y lleva quince años trabajando en el Colegio, aunque ha sido también profesor de otro centro católico. Como el director y como Juan, demostrando que ésta es una profesión vocacional, afirma que tenía claro que quería dedicarse a esto “ya desde pequeñito, cuando estaba en el San Francisco estudiando, me llamaba mucho la atención el trabajo del ‘profe’ y después de hacer COU me decidí a hacer Magisterio”. Posteriormente estudiaría Psicoedagogía y a día de hoy continúa formándose y haciendo cursos. “Creo que es necesario”, afirma.

Mientras que para él lo mejor es desempeñar su trabajo, puesto que muchos no pueden hacerlo, lo peor fue “una situación personal que viví hace tres cursos por motivos de organización: se reorganizó el Centro y uno de los cursos no lo pasé muy bien, pero volví al puesto donde estaba y retomé de nuevo el interés y el venir contento al colegio”. Como orientador tiene alumnos de muy diversas edades, y afirma que “los trabajos son indudablemente muy diferenciados: en Infantil y Primaria el trabajo es más directo, más cercano, de atender a las familias, y la orientación en Secundaria es más con el alumnado, más académica y profesional que de atención de dificultades y aprendizaje”.

LAS PREFERENCIAS DEL ALUMNADO: PARTICIPACIÓN PERO SIN MUCHO ESFUERZO

Dibujo de niños en el aula (blogspot.com)

“Las asignaturas que sin duda gustan más son la Lengua y el Conocimiento del Medio, aquellas en las que los chavales pueden participar y dominan y siempre pueden colaborar”. Eso nos dice el tutor de Cuarto de Primaria. ¿Las menos favoritas? Las Matemáticas, que “son menos atractivas, aunque hay gente muy capaz”. Por su lado, el tutor de Segundo de la ESO destaca la Educación Física como la idónea para “conocer mejor al alumnado, donde mejor se ve su forma de actuar, de comportarse, de agruparse”. Las materias memorísticas (las Ciencias Sociales especialmente) les requieren obviamente “más trabajo y un mayor esfuerzo personal”, por lo que la aceptación es menor. Seguimos aumentando de nivel y llegamos a Bachillerato, donde Juan Carlos destaca que “depende mucho de las motivaciones de los alumnos y también depende de los profesores”. Y es que que el profesor guste es fundamental, y aunque hay gente que lo tiene claro cuando comienza a optar en los cursos de la ESO, otros llegan a Bachillerato “sin saber si lo suyo son las Letras o las Ciencias”.

CASTILLA Y LEÓN, POR ENCIMA DE LA MEDIA ESPAÑOLA EN EDUCACIÓN

Pese a los malos resultados que ha venido obteniendo España en el plano educativo durante los últimos años, Madrid y Castilla y León suelen estar por encima de la media incluso de la OCDE (según el informe PISA). Juan tiene claro cuál puede ser una de las causas: “Es muy sencillo. Mi impresión es que hay comunidades con lenguas propias (Cataluña, País Vasco, Galicia, Valencia) y en su plan tienen registradas una serie de horas lectivas que dedican a esa lengua. Nosotros no tenemos lengua autóctona propia de la comunidad autónoma, por lo que utilizamos esas horas, que son las mismas en toda España, para otras áreas y eso se tiene que notar de alguna manera”. El director está totalmente de acuerdo con esta postura, y señala que “una lengua propia absorbe muchas horas, mientras que aquí hay más tiempo para el resto de asignaturas”.

Pero ¿tiene algo que ver también el plano legislativo? Desde luego el hecho de no tener una lengua propia no es la única causa, aunque sí fundamental. El director cree que “efectivamente depende de la importancia que se de desde la institución autonómica a la enseñanza, y tanto Madrid como Castilla y León han apostado bastante por la educación, le prestan bastante atención”. Francisco Javier tiene una visión similar al respecto, y cree que “en Castilla y León se están haciendo las cosas bastante bien en educación”. Sin embargo, “hay que cambiar cosas y debería volver a primar la cultura del esfuerzo que se tenía hace unos años y que ahora ha desaparecido, y eso lo propicia un poco el sistema educativo que tenemos”.

El profesorado ha de inventar estrategias e intentar que los chavales no fracasen escolarmente, pero el entorno también influye en su rendimiento (Juan)

Como profesor de la ESO y orientador, Francisco Javier opina que “el hecho de que los alumnos puedan promocionar de curso con asignaturas pendientes a lo largo del tiempo bajará los niveles educativos”, un ejemplo de que las medidas sobre educación no siempre ayudan a que los resultados sean buenos. Aunque el tema parece irritarle en cierto modo a Juan y prefiere no profundizar, se acaba ‘mojando’ y cree que “las leyes de educación están destrozando todos los planes que funcionaban y funcionan aún aunque sobre los papeles imperen otras leyes ahora. Cada vez que se hace una reforma educativa se exige menos a los chavales, se gasta más dinero y los resultados son cada vez peores”.

EL SEXO FEMENINO POR DELANTE DEL MASCULINO, PERO ¿SÓLO EN LECTOESCRITURA?

Los datos revelan que las chicas están más aventajadas en lectura o escritura, por ejemplo, pero esto no sólo es cierto, sino que, según nos dice Juan, “por lo general las niñas maduran antes en todos los ámbitos. A esta edad (entre nueve y once años) se da una evolución madurativa enorme. El sexo femenino se desarrolla antes y ellas tienen otras inquietudes antes que los chicos”, asegura Juan, que destaca como ejemplo que “la mayoría de mis chavales están todavía pensando en Bob Esponja y las chicas están pendientes del novio que se van a echar”. Coinciden las opiniones en este punto, y parece que en Secundaria se repite esta tendencia, pues según Francisco Javier “la clase de Secundaria donde hay más chicas que chicos ‘tira’ más en general en todas las asignaturas, no sólo en Lengua”.

INMIGRACIÓN: ADAPTACIÓN ESTUPENDA Y EN GENERAL BUENOS RESULTADOS

En España hemos pasado de un 2% de inmigrantes en las aulas en el año 2000 hasta casi un 10% actualmente. Búlgaros, rumanos, mexicanos, argentinos, dominicanos, marroquíes… esas son las nacionalidades más numerosas dentro del San Francisco y en general en Castilla y León. Pero ¿están realmente bien integrados con sus compañeros y se adaptan al nuevo entorno? Aunque reconoce que no es lo habitual y que hay casos contrarios, los extranjeros que tiene Juan como alumnos (un chico argentino y una niña rumana) “son muy capaces, tienen muchas ganas de aprender y una iniciativa y motivación fuera de serie”.

Por otro lado, con unos veinte alumnos inmigrantes en la ESO, Francisco Javier asegura también que “hasta el momento la relación es buena”. Es destacado el hecho de que en el Centro existe “para esos alumnos un plan de acogida con un período de inmersión lingüística de entre tres y cuatro meses (para los alumnos que hablan otra lengua) en el que se da prioridad al idioma para después intentar poco a poco que vayan entrando en la dinámica general de la clase”. Coincide con el profesor de Primaria en que “la disposición parece ser positiva”.

Debería volver a primar la cultura del esfuerzo que se tenía hace unos años y que ahora ha desaparecido (Francisco Javier)

Es clave en este punto un dato llamativo: como resulta lógico debido al hándicap que entraña el idioma, búlgaros, rumanos y marroquíes son los que más problemas presentan inicialmente, mientras que los alumnos dominicanos, mexicanos y argentinos ese problema no lo tienen. Sin embargo, los tres educadores coinciden en que (según palabras de Francisco Javier), “sobre todo los alumnos de Marruecos después de ese período de inmersión lingüística están llegando a los niveles, se están titulando en Secundaria e incluso tenemos ya un alumno que se ha titulado en Segundo de Bachillerato con unas notas impresionantes”, mientras que los procedentes de Sudamérica, pese a no tener el problema del idioma y poseer una cultura y religión más afines a las nuestras, “hasta ahora no hemos sido capaces de titular en Secundaria a ninguno, ya que la cultura del esfuerzo y el trabajo no la tienen”.

Juan Carlos, que siguiendo lo que apuntaba el profesor de la ESO señala que en Bachillerato sólo hay una inmigrante (concretamente de origen rumano), redunda en la idea de que “sobre todo los inmigrantes del Este y los del norte de África presentan dificultad en el idioma, pero vienen de lugares en los que la educación está muy valorada, y son los que antes ‘se ponen las pilas’ aun teniendo la dificultad del idioma y con los que menos problemas tenemos a nivel académico. Terminan respondiendo. A los sudamericanos, que no tienen esa dificultad, les pesa mucho el hecho de que los niveles de educación y de disciplina no son (en aquellos países) los niveles de España”.

El director no quiere pasar por alto tampoco que “los problemas de disciplina más ‘gordos’ que he tenido ha sido con los nacionales: ahora suben muchos más inmigrantes a cursos superiores mientras que hay mucha desmotivación en el alumnado español por hacer estudios superiores”.

NINGÚN PROBLEMA CON EL ALUMNADO INMIGRANTE POR EL TEMA RELIGIOSO

Juan asegura que no ha tenido ningún problema por tratarse de un Centro católico pese a ser éste “un año crucial porque toman la Comunión la mayoría de losalumnos de mi clase. Ellos saben que vienen a un Colegio católico, tienen que cursar la asignatura de Religión, lo acatan y punto, sean o no sean católicos”. Y es que, como destaca Francisco Javier, “dentro de este Centro hay un ideario, un reglamento de régimen interior: somos un Centro católico y acudir a ciertas celebraciones, a las eucaristíastienen que que tenemos… eso tienen que respetarlo y hasta ahora no ha habido ningún problema”. ¿La clave? Según Juan Carlos que “no obligamos a nadie a nada”. Se respeta el hecho de que “el que pone algún impedimento, en clase de Religión hace alguna otra cosa, sin problema”.

Iglesia de San Francisco de Asís, anexa al Colegio (pazybien.org)

FRACASO ESCOLAR: ¿DEBEMOS PREOCUPARNOS POR SU AUMENTO?

Las estadísticas más recientes nos hablan de una tasa del 32% de fracaso escolar y desvelan que sólo un 5% del alumnado obtiene un óptimo rendimiento académico. En principio puede parecer una tasa disparatada que nos debería preocupar. De hecho Juan nos dice que “tal y como están presentados los datos sería preocupante, pero yo no creo que sea así, es un poco exagerado”. Centrándose en la Educación Primaria y especialmente en sus alumnos, reconoce que hay algo de fracaso escolar “como siempre ha habido, pero no llega a esos extremos ni de lejos”. Puede que la media sea esa a nivel nacional, “pero en mi clase y por extensión en mi Colegio no sale esa media. Me niego a pensar eso”.

(blogspot.com)

Pero ¿qué pasa en Secundaria? ¿Será también esa la apreciación de Francisco Javier? Pues sí: “esa tasa me parece altísima”, afirma. “Yo creo que no es la realidad de nuestro Centro. Aquí el buen rendimiento es bastante mayor del 5%, y fracaso escolar sí que hay, sobre todo en el primer ciclo de la ESO: tenemos chavales que no llegan o a los que nosotros no somos capaces de llegar”, pero no cree que sea tan alto el porcentaje. Sin embargo, puede que mirando las cosas desde otro prisma más general como director Juan Carlos sí que confía en la veracidad de esa estadística y afirma que, si no es tanto el fracaso, es sólo un poco menos, pero sin duda “es algo preocupante en lo que nos tenemos que implicar profesores y familias”.

La implicación de la familia para el buen rendimiento de los niños es básica (guia-padres.com)

Y ¿por qué esos datos? ¿cuáles son las causas de ese fracaso escolar tan elevado hoy en día? ¿Cómo puede solucionarse? Sin duda para paliarlo juegan un papel crucial los alumnos y su capacidad, pero la responsabilidad “la tiene también el profesorado, que ha de inventar estrategias e intentar que los chavales no fracasen escolarmente, y desde luego el entorno, todo eso influye en el rendimiento de los chavales” afirma Juan. Y al hilo de ello, Juan Carlos destaca que “hay que estar bajando los niveles de exigencia precisamente para que esas estadísticas no se disparen”. Él cree que no es fácil inventar esas nuevas estrategias a las que aludía Juan: “El profesorado muchas veces se resiste a dar las clases de otra manera, pero hay que comprender que los niños cambian, que la sociedad cambia y que ahora se estudia mucho por imágenes. El profesor necesita echar mano del cañón, de la pizarra digital, mostrando cosas que les entren por los ojos…”. Y es que parece ser que “lo de la clase magistral donde esperas que veinte niños te estén escuchando durante una hora con toda la atención del mundo ha pasado a la historia”.

Pero también el profesor de Primaria citaba al entorno como pieza clave en este asunto, una idea en la que el director está plenamente de acuerdo: “Echamos mucho de menos que desde las familias se les marque más a los chavales, sobre todo en las edades de la ESO. Yo creo que hay un sentimiento general de que el niño ya es mayor y que ya tiene que estudiar él solo, pero si no lo hace, usted tendrá también que seguir marcándole los tiempos de estudio, pasándole la lección y comprobando que el niño estudia”.

UNA EDUCACIÓN BILINGÜE IMBRICADA DENTRO DEL MARCO EUROPEO

El Colegio San Francisco de Asís ha apostado por una educación bilingüe que actualmente se imparte desde los tres años y durante toda la Educación Infantil y abarca los primeros cuatro cursos de Primaria. El director también nos dice que el Centro está muy implicado “en los convenios o proyectos de colaboración con otros colegios europeos con vistas a concienciar cada vez más a alumnos y profesores de la importancia de los idiomas”.

Los alumnos de Juan son hoy los más mayores del Colegio de entre los que estudian en ambas lenguas, español e inglés, y este profesor señala que la implantación del bilingüñísmo “es algo que ha dado y sigue dando mucho trabajo”, ya que, además, es destacable que se trata del “colegio de Castilla y León con el máximo numero de asignaturas bilingües: tenemos cuatro a nivel de Cuarto de Primaria (catorce horas semanales), mientras que el resto tienen una o dos. Nosotros nos hemos arriesgado con ello, podemos hacerlo y está dando unos resultados muy satisfactorios”. Esta primera promoción en trabaja el bilingüe desde Primero de Primaria tiene “un nivel de inglés muy superior a los que están en Sexto de Primaria o incluso en Primero de la ESO, muy muy superior”, destaca Juan, “constatable además, no es cariño de profesor”, apostilla.

Faltan, por tanto, dos años para que el método bilingüe llegue a la ESO, y Francisco Javier cree que “la concienciación va a ser mas rápida en el alumnado que en el profesorado, ya que los alumnos llevarán años con ello pero al profesorado le va a costar porque está acostumbrado a una determinada forma de trabajar y se tiene que plantear otra. Para ello tiene que haber una formación de esos profesores, lo cual les implicará mas trabajo y ponerse al día en determinados campos”. Pero “por ahora -dice el profesor de Secundaria- la respuesta es muy positiva tanto por el alumnado como por las familias y por toda la comunidad educativa. El impulso que está dando el bilingüismo al Centro es realmente bueno”.

Los colegios concertados no regalamos las cosas: el último año todos los que se presentaron a la PAU la aprobaron (Juan Carlos)

Juan Carlos, el director, destaca uno de los principales motivos por los que el método ha funcionado bien en Primaria y será más difícil de implantar en Secundaria: “Ha ayudado mucho para hacer esta implantación el hecho de que haya coincidido con las jubilaciones y prejubilaciones de muchos profesores de Primaria. Es decir, ha habido un cambio generacional de profesores que llevaban toda la vida en el Colegio y se les acabo su vida activa”. Como es obvio, todas las nuevas contrataciones se han hecho ya con profesores de doble titulación de Magisterio e Inglés. La formación, por tanto, como decía Francisco Javier, de los profesores de Secundaria será fundamental, ya que en ese caso no va a producirse el cambio generacional.

Podría parecer difícil que alumnos de tan corta edad sean capaces de asimilar de forma normal asignaturas tan complejas como Conocimiento del Medio (ahora Science) en un idioma que no es el suyo propio: “Hacerles ver a los chavales que determinadas asignaturas que siempre han sido en castellano ahora se dan en inglés es un poco complicado, pero de todas formas ellos son niños y tienen la capacidad de adaptarse a cualquier cosa”, asegura Juan, que según nos cuenta trata de que los sesenta minutos de clase sean completamente en inglés, y afirma que el modo de entender la materia si los alumnos no tienen adquirido el vocabulario y las estructuras esenciales es “a través de mímica, de gestos, de teatro… a los chavales les encanta, les motiva, se ríen, les hace gracia y se acuerdan de las cosas”. Por otro lado, hay que decir que se trata de una doble evaluación, es decir, que mientras que el temario en clase y los ejercicios se dan en inglés y se valoran los conocimientos de ese idioma, llegado el momento de valorar los conocimientos adquiridos, los niños estudian la materia en castellano y se examinan en esta lengua.

El tutor de Cuarto de Primaria nos cuenta también que están inmersos en un proyecto más en relación a este tema: “Vamos a presentar a los chavales de Primaria a los exámenes oficiales de la Universidad de Cambridge, desde el primer nivel, Starters, en Cuarto, Movers en Quinto y Flyers en Sexto para poder presentarse luego al First. Estamos trabajando mucho, pero estamos muy satisfechos porque los chavales están respondiendo muy bien y están muy motivados”.

NUEVAS GENERACIONES: LAS REDES SOCIALES Y LA SUPERPROTECCIÓN PARENTAL

¿Es tan cierto como se dice eso de que los niños de hoy en día están ‘revolucionados’? ¿Hasta qué punto se aprecia en las aulas esa influencia que ejercen sobre ellos la televisión y las nuevas tecnologías? Para el profesor de Primaria no hay duda: “No tienen nada que ver los niños de ahora con los que eramos hace veinte años. Yo tenía más de cuarenta compañeros en clase y ahora son apenas veinte y aun así a veces se hace difícil controlarlos”. Juan cree que esa falta de disciplina se debe a que “los niños se saben con la razón siempre. Antes el profesor era un figura de autoridad y lo que decía se acataba y punto, ahora hay que lidiar un poco con los padres, con su opinión…”.

Y es que cree que, no sólo influyen la tele o Internet, sino también la superprotección de los padres: “Tenemos que tener mucho cuidado con lo que decimos y hacemos porque si decimos algo que pueda ‘ofender’ a los chavales tenemos una jauría de padres en contra dispuestos a armarla por lo que haya hecho o dicho el profesor”. Recordando el reciente caso de un profesor denunciado por los padres de un niño musulmán por haber hablado en clase del corte del jamón, Juan exclama: “¡Dios mio! ¡Qué es esto! ¿Dónde estamos llegando? Eso es un ejemplo de lo atados que estamos de pies y manos muchas veces los profesores”.

El profesor de la ESO ni siquiera se remonta a veinte años atrás, sino que se atreve a afirmar que “el alumnado no es el mismo que el de hace siquiera 5 años. Sobre todo las redes sociales tienen una gran influencia en ellos: Tuenti, Facebook”. Francisco Javier valora las bondades o cualidades que pueden tener estas redes sociales si se hace de ellas un buen uso, pero también señala que no podemos olvidar que hay que tener cuidado: “Lo que no se puede contemplar es que un chaval de Secundaria se pase cuatro o cinco horas por la tarde delante de la televisión o cuando sus padres se acuestan y él tiene el ordenador en la habitación no se den cuenta de que por la noche el chico esta conectado durante horas y viene con sueño a clase”.

LA PREPARACIÓN PARA LAS PRUEBAS DE ACCESO A LA UNIVERSIDAD (PAU)

El director del Colegio calcula que “entre un 70 o un 75% de los alumnos de Bachillerato continúa después con estudios universitarios”. Sin embargo, aunque los que ya han optado por hacer Bachillerato en general tienen pensado ir a la universidad, “otros terminan haciendo módulos o directamente salen al mercado laboral”. Esa desmotivación que impide que los chavales opten por hacer el Bachillerato“, dejando incluso la ESO” lleva a que sean derivados a otro tipo de estudios. Para quienes se encuentran en esa situación y la Secundaria se les hace muy cuesta arriba, Francisco Javier recuerda que “hay caminos alternativos, como los Programas de Cualificación Profesional Inicial, que son dos años en que puede que ese alumno vuelva a recobrar la motivación por el estudio”.

Dentro de las carreras con mayor aceptación están “casi todas las Ingenierías, aunque algunos optan por Medicina o Enfermería, es decir, la rama de la sanidad”. Eso nos cuenta el director, que también asegura que son menos los alumnos que se deciden por Derecho, y desde luego “las que menos aceptación tienen son las de Letras: muy pocos van por Filosofía, Historia, Historia del Arte…”. Juan Carlos recuerda también que muchos de ellos optan por Magisterio, siendo el de Deporte el que tiene mucha aceptación. Pero las de Ciencias siguen siendo las mayoritarias.

Los alumnos de Bachillerato han de ser conscientes de las diferencias entre el colegio y la universidad (unavarra.es)

Muchos de los alumnos del San Francisco de Asís pasan su vida escolar completa en el Centro y después de quizás catorce o quince años, salir de allí y comenzar a estudiar en la universidad puede ser complicado: “En el colegio son pocos alumnos por clase, a los ‘profes’ nos conocen de toda la vida y nosotros a ellos, hay mucho apoyo y comentario extraescolar, más labor de tutoría que en la universidad… Se nota mucha diferencia para los alumnos que llevan toda la vida en el Colegio. El nivel de exigencia es mucho mayor y se encuentran con clases de más de cien alumnos donde la relación con el profesor es totalmente esporádica”, dice Juan Carlos. Sabemos, sin embargo, que las cosas están cambiando también en el panorama universitario español, y el director del San Francisco cree que “con el Plan Bolonia la atención y el seguimiento que tiene que prestar el profesor a lo que hace el alumno es mayor, por lo que esto también se notará, pero aun así, y hasta que todo se adapte, queda todavía un importante rodaje por delante”.

Una vez elegida la carrera o la rama por la que se quieren seguir los estudios y teniendo claro que las cosas en la universidad no son como en el colegio, un tercer elemento indispensable es la buena preparación de cara a las Pruebas de Acceso a la Universidad: “Se les prepara al 100% -afirma Juan Carlos-. En Segundo de Bachillerato la palabra PAU la oyen constantemente”. Esto es una moneda de doble cara, ya que por un lado es preciso que esos alumnos estén bien formados y se preparen de cara a esos exámenes de Selectividad, pero por otro ese empeño obliga a que las clases vayan más rápido: “Segundo de Bachillerato es un curso muy rico en contenidos, pero que se da a toda prisa porque hay que dar el temario entero. A veces la sensación que tengo en mi asignatura, en Historia del Arte, es de que les estoy dando más una clase de técnicas de estudio para poder memorizar todo y que la PAU salga bien que propiamente la asignatura”.

Un método de preparación para que los alumnos obtengan buenos resultados en la PAU es que en el Colegio, durante ese último curso, “los exámenes se hacen todos en tres días, como en Selectividad, y el esquema de examen es idéntico al esquema que se hace en la PAU”. Sin duda todo esto da resultados, porque, como recuerda Juan Carlos, “aunque pueda sonar pretencioso o de vanagloria, el último año todos los que se presentaron a la PAU la aprobaron, y gente con nota. Los alumnos salen preparados”. El director quiere desmentir así ese mito infundado de que “los colegios concertados regalamos las cosas, inflamos notas… no es cierto, porque la Selectividad es una prueba externa que nada tiene que ver con nosotros y ahí se ven los resultados. La gente responde con el mismo nivel con el que ha respondido en el Centro”.

Nos quedamos con esa última frase del director del San Francisco de Asís: los alumnos de este Centro responden, se comportan y actúan tras su paso por él tal y como lo hicieron allí, tal y como les educaron. Alumnos preparados, con una formación basada en el esfuerzo y el trabajo, en la superación personal; con una educación cimentada sobre los valores del catolicismo, la solidaridad, la responsabilidad y el compañerismo. Alumnos que regresan con ilusión al Colegio, pasados los años, para reencontrarse con sus profesores, con los pasillos y las aulas. Retomamos así el titular de este post para terminar señalando de nuevo y como idea central que el San Francisco de Asís puede ser tomado claramente como un ejemplo y un referente de la educación en nuestra comunidad.

Fachada del Colegio San Francisco de Asís

Si quieres saber más te recomendamos…

… que visites la página web del Colegio San Francisco de Asís

para obtener más información sobre el Centro, el profesorado,

los servicios que ofrece, el proyecto europeo, etcétera.

http://www.sanfranciscodeasis.org/

… que no te pierdas el vídeo emitido por Televisión Castilla y León

sobre la ‘vuelta al cole’ después del verano y grabado

en la clase de Juan Hidalgo (4º de Primaria).

http://www.youtube.com/watch?v=J7fhkbHbvQU

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

23 febrero, 2011 at 23:09

Taj Mahal: cuando el amor vence a la muerte

leave a comment »

El conjunto de edificios de mármol y piedras semipreciosas, rodeado de jardines y estanques, se encuentra situado en la ciudad de Agra, a orillas del río Yamuna (a unos 200 kilómetros al sur de Delhi, capital de la India), y constituye un claro ejemplo de la capacidad del hombre para amar y crear belleza.

Ella murió durante el parto del último de sus catorce hijos. Él, profundamente enamorado, comenzó a erigir un monumento en su honor sumido en una terrible depresión. Ésa es la historia del Taj Mahal, así es como surgió este monumento al amor cuya belleza blanca y perfecta deslumbra a los visitantes.

Los protagonistas de esta historia fueron el emperador mogol Sha Jahan y su tercera esposa, la bellísima e inteligente Mumtaz Mahal (”Joya o Luz del Palacio”), que contrajeron matrimonio en el año 1612. Fue, de las tres que tuvo, la esposa favorita del emperador y su más fiel confidente y consejera. Antes de morir, le hizo prometer que levantaría el más hermoso de los monumentos en recuerdo de su amor, y así lo haría: Sha Jahan ordenó dos años de luto y en 1631 inició la construcción de este monumento funerario cuyo esplendor, belleza, fuentes y jardines debían recordar al paraíso descrito en el Corán.

Vista aérea del Taj Mahal (lollypoopz.galeon.com)

El emperador deseaba construir para sí mismo un mausoleo en mármol negro en la otra orilla del río, una réplica del Taj Mahal que estaría unido a éste por un puente de plata, pero no pudo ser, ya que tras los veintidós años que duró la obra, el emperador cayó enfermo. Sus hijos, valiéndose de la debilidad de su padre, se dividieron el imperio y Sha Jahan terminó encerrado en la fortaleza de la ciudad, muy cerca del Taj Mahal. Desde su celda contemplaba cada día la tumba de su esposa hasta que murió en 1666.

Los datos sobre su construcción son fascinantes: más de 20.000 obreros trabajaron en ella y más de mil elefantes transportaron hasta allí mármoles, piedras semipreciosas y materiales llegados de lugares como Egipto, China o Afganistán. La leyenda cuenta, además, que el emperador, puesto que no encontraba la manera de que el encargado de la obra entendiese su sufrimiento, mando asesinar a la mujer de este y al fin así pudo entender lo que Sha Jahan quería hacer.

Existen asimismo muchas historias sobre obreros mutilados y horribles detalles referidos al desmembramiento y la mutilación que el emperador habría provocado a algunos de ellos. Incluso se cuenta que después de completar su trabajo les hacía cegar y cortar las manos para que no pudieran volver a construir un monumento que empañara la grandeza del Taj Mahal. Puede parecer sorprendente hoy en día, pero era una práctica habitual en la Antigüedad (los egipcios hacían algo similar para que los arquitectos no desvelasen los secretos y laberintos de las pirámides, por ejemplo).

Taj Mahal al borde del río Yamuna (esacademic.com)

El Taj Mahal está situado sobre una plataforma elevada y posee cuatro minaretes en cada esquina de más de doce metros de altura. Estos minaretes fueron construidos ligeramente inclinados para evitar que se cayeran sobre la tumba en caso de terremoto. La bella cúpula de 35 metros de altura, una mezquita dedicada al culto y una réplica idéntica a ésta construida al otro lado para mantener la simetría… Se trata de un conjunto arquitectónico fascinante lleno de leyendas y cuyos datos sorprenden por momentos. Está considerado el más bello ejemplo de arquitectura mogola, y combina elementos de la arquitectura islámica, persa, india y turca.

El mausoleo levantado para Sha Jahan cuando falleció es el único edificio que no guarda la simetría del Taj Mahal, pero como detalle destacado cuenta con un total de veintidós cúpulas, una por cada año que duró la construcción del complejo funerario. Cabe señalar además que las tumbas de ambos se encuentran hoy en día juntas en una cámara subterránea a la que los turistas no tienen acceso. Al fin juntos eternamente.

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

19 febrero, 2011 at 14:56

El precio ha sido caro, pero al fin Egipto lo ha conseguido

leave a comment »

EL ADIÓS A MUBARAK

Han pasado 18 días desde que los ciudadanos egipcios comenzasen masivamente a protestar, pero finalmente han conseguido que Hosni Mubarak dimita. Las banderas, los gritos de alegría y júbilo y los fuegos artificiales han llenado la Plaza de la Liberación, centro neurálgico de las manifestaciones.

Esta plataforma en la que estamos ha sido clave en el proceso, pues todo se desencadenó el pasado 25 de enero con una gran marcha convocada por Internet, lo cual haría que pronto el gobierno bloquease algunas redes sociales y posteriormente las comunicaciones telefónicas y toda la Red. Las revueltas que se suceden hacen que comencemos a contar victimas mortales: cuatro el primer día, dos al día siguiente (un manifestante y un policía), setenta muertos el 28 de enero… una masacre que jamás debió suceder.

Una de las protestas en la Plaza de Tahrir (elpaís.com)

Sin embargo, lejos de marcharse y ceder ante las lógicas presiones y peticiones del pueblo, el presidente afianza su poder en esos días y renueva su gobierno. Mubarak, en el cargo desde 1981, parece que desea seguir dirigiendo el país del Nilo como había venido haciendo hasta entonces, olvidando el significado de palabras tan importantes como libertad, democracia o igualdad, palabras que son mucho más que eso, mucho más que simples palabras; derechos que se han reclamado por doquier y que por suerte en España y otros tantos países los hicimos realidad hace algunos años.

La prensa no puede trabajar en Egipto, la cadena de televisión árabe Al Yazira ve cómo cierran sus oficinas… ¿el Gobierno no quiere que se informe a la ciudadanía? Mal asunto entonces. Ésa es una estrategia de los poderosos que no puede tener detrás nada bueno. Pero el Ejército se pone del lado de los manifestantes y se niega a disparar contra ellos porque sus reclamaciones son legítimas.

Desde este blog ya se habló de un hecho aberrante que se produjo durante estos días de saqueos, que fue la destrucción de obras de arte del Museo de El Cairo. Aunque para algunos fuese un simple hecho al que no dan más importancia que al resto, que a los hechos políticos, sociales, etc., para ‘Periodismo e Historia’ es clave, tanto a nivel internacional, como nacional; tanto en el plano cultural como en el económico y social; tanto emocional como éticamente. No eran personas muertas por luchar en favor de lo que creían, es cierto, eran sólo estatuas y objetos, pero no estatuas y objetos sin más. Eran milenarios tesoros por cuya conservación muchos han luchado, por cuyo estudio muchos nos estamos esforzando; eran parte de nuestro pasado que no puede recuperarse.

Europa y Estados Unidos han presionado también a Egipto para que frenase esa oleada de muertos y revueltas y que el cambio se produjese cuanto antes, pero los saqueos, los tiroteos y las protestas se sucedían igual hasta que el 3 de febrero mueren al menos otras cinco personas y los tanques entran en la plaza Tahrir. Hasta los empleados públicos se manifiestan en contra de Mubarak, que finalmente, el 11 de febrero, dimite. No lo anuncia él (¿por cobardía? ¿Por vergüenza?), sino el vicepresidente Suleiman.

Pero no está todo hecho: ahora hay que ver cómo se sucede la transición hacia la democracia y la libertad por la que tanto se ha luchado; por la que se han dejados tantas víctimas innecesarias en el camino y tantas pérdidas irrecuperables.

Sé que es un símil atrevido y osado, pero no olvidemos que nosotros en España tuvimos esta transición hace más de treinta años, muy exitora por suerte. Es cierto que no nos matamos en la calle, seguramente porque bastantes habían muerto ya con el Generalísimo y también en gran medida (fundamentalmente) porque tuvimos la suerte de contar con un monarca que supo llevar la transición magistralmente. Pero el caso es que ahora le toca a él, a Egipto, un país que se ha cansado de aguantar el yugo dictatorial que tenía sobre sus hombros, que ha demostrado que puede darlo todo, hasta la vida, con tal de conseguir lo que persigue y que al fin ha abierto los ojos y la boca para darse cuenta de lo que le falta y reclamarlo. Por ello desde aquí nuestra enhorabuena, nuestro reconocimiento y por supuesto nuestro deseo para que todo siga su cauce y las cosas cambien de verdad en ese país.

Desde ‘Periodismo e Historia’ queremos también dedicar este post y la victoria de la ciudadanía egicia a Ahmed Mohamed Mahmud. Para muchos será un desconocido, para otros un héroe. Se trata del periodista egipcio que, tras ser herido por los disparos de un francotirador el 28 de enero, murió el 4 de febrero, siendo el primer periodista muerto en el conflicto.Otra triste noticia para quienes tenemos la vocación de informar. A él no le dejaron hacerlo.

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

12 febrero, 2011 at 11:01

Música y sexo de la mano en el Antiguo Egipto

leave a comment »

¿Quién no ha visto un papiro egipcio alguna vez? ¿Quién no reconoce a las figuras de esos egipcios representados de frente con la cabeza y las extremidades giradas? Todos sabemos que los antiguos moradores del país del Nilo se representaban en actos cotidianos, en rituales, escenas familiares o en su paso al Más Allá ante Osiris (como sucede en el archiconocido Libro de los Muertos).

Papiro Erótico de Turín (brigadanocturna.blogspot.com)

Pero hay más: el conocido como Papiro Erótico de Turín muestra escenas menos frecuentes en los documentos de los que disponemos sobre esta fascinante civilización antigua. La revista ‘Muy Interesante’ nos acerca este elemento en el que aparecen hombres copulando con prostitutas que no sueltan sus instrumentos musicales o que incluso los utilizan en el acto sexual. Sexo y música unidos en el Antiguo Egipto. Curioso.

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

9 febrero, 2011 at 21:25

El Sol al descubierto

leave a comment »

Según ha publicado El País en su edición digital, se ha logrado una imagen completa de las dos caras del Sol captadas simultáneamente por primera vez gracias a dos sondas espaciales de la Nasa, situadas una a cada lado de la estrella más importante de nuestra galaxia. Este hecho se ha producido en el marco de la misión Stéreo, y es de especial relevancia porque permite mejorar la predicción de la actividad solar.

Imagen del Sol (de eltamiz.com)

Una mancha solar y lo que ello implica puede aparecer en el lado del Sol que no está a la vista y esto, antes impredecible, podrá ser visto ahora gracias a estas dos ondas, de unos 65o kilos de peso cada una, que llevan en el espacio desde 2006, y al menos continuarán enviando información durante los próximos ocho años.

“Una esfera de plasma caliente e intrincados campos magnéticos”, eso es el Sol, según nos dice el científico Angelos Vourlidas, que trabaja en la misión. Nada que ver de cerca (si es que nos pudiésemos acercar sin arder de inmediato) con su apariencia desde la Tierra, seguro. Es un lugar infernal, pero que nos da vida a todos.  El espacio nunca dejará de sorprendernos.

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

6 febrero, 2011 at 21:04

Publicado en Ciencia, Espacio

Ilusión, magia, sueños, sonrisas y lágrimas: necesitamos el teatro

leave a comment »

Expectante, entras tras esperar en la cola bajo los soportales del teatro, muerto de frío. Pero en la grada se respira un ambiente cálido de terciopelo rojo, olor a talco y a perfume caro de mujer. Será el de la señora del recogido de delante, la del traje de chaqueta azul. Te acomodas con la ayuda del acomodador, que para eso está; te dispones a disfrutar; te relajas y dejas de pensar en lo que has comido, en el trabajo de esta mañana, en la discusión con tu amigo de siempre… cuando te sientas en el teatro dejas fluir los pensamientos hacia afuera y tu mente se contagia del misticismo y la magia que inundan el patio de butacas y recorren las gradas hasta la cúpula de techo. El dorado, las lámparas de cristal, el rojo pasión del telón… es un mundo fascinante y sin parangón. No tiene nada que ver con ir al cine.

Sabes que ahí detrás, tras esos muros, tras el escenario, los actores se preparan, se maquillan y ensayan por última vez; engolan sus voces con gárgaras, se miran en un espejo y algunos se santiguan, otros besan una fotografía o quizás simplemente precisan de unos instantes de silencio y soledad antes de ‘lanzarse al vacío’ de un precipicio con un fondo demasiado negro. Y es que el teatro es así: unos se relajan y otros se ponen nerviosos; para unos es el momento del día idóneo para olvidarse de todo, para otros el del duro trabajo de exponerse ante el público. Ante cientos de personas, un mínimo error te acelera el corazón.

Cuando era un niño descubrí que los payasos no era sino personas disfrazadas; los mimos, los ilusionistas, aquellos que se ocultan tras un teatro de títeres y manejan marionetas de trapo no son más que hombres y mujeres corrientes. Eso me dijeron. Pero no es cierto. No son personas normales, son mágicas; tienen un ángel sobre sus cabezas; son artistas; son estrellas que iluminan las sonrisas de cuantos se ponen delante haciendo que sus vidas cobren un sentido tan diferente al que de común tienen… un sentido especial que ninguna otra actividad humana puede darles a esas vidas ahorcadas por la rutina, lo material, lo evidente, lo que es demostrable, racional y realista. Nada de abstracciones e ilusiones en nuestras vidas, eso es lo que hemos promulgado durante mucho tiempo.

Antes, este tipo de actividades llenaba las calles de ciudades empedradas por las que discurrían sus habitantes sin saber qué encontrarían a la vuelta de la esquina. Hoy, sin embargo, viajamos en metro desde un punto concreto hasta otro, sin saber lo que dejamos atrás y sobre nuestras cabezas, y discurrimos deprisa por las calles sin mirar alrededor, sin saber con quienes nos cruzamos. Si un ser mágico de los que hablaba antes está sentado a un lado de la acera tocando un acordeón mientras con el pie acciona una palanca que hace bailar a dos muñecos de colores que se abrazan al compás de la música, como mucho esbozamos una sonrisa de curiosidad, pero no nos dignamos siquiera en aflojar la marcha, aunque sólo sea para escuchar durante más tiempo esas notas que recorren la calle y la llenan de paz. Al mimo del paseo marítimo le obviamos pensando que se acerca a pedir dinero sin más, y nosotros tenemos prisa por llegar al restaurante de cinco tenedores que se queda sin mesas libres a esta hora. Qué importa si ese ilusionista e invocador del mundo de las hadas y el delirio más puro e inocente no llega a tiempo de desmaquillarse y recoger las sobras que por la trasera tira el pinche de cocina a un cubo verde…

Una chistera, una cara blanca y una pajarita nos reciben en el teatro cuando las luces se apagan y el telón se corre hacia ambos lados tras dividirse por el centro. Una cara triste que nos mira a juego con los blancos guantes de ese ¿hombre? ¡No! Resultó ser una mujer. Es una mujer enfundada en un pantalón negro y con unos tirantes de rayas sobre una camisola blanca. Es de nuevo un ser mágico que juega con sus manos mientras otras manos deleitan nuestros oídos con ‘Claro de Luna’, de Beethoven. Es tan triste esa melodía… tan melancólica… tan magnífica… me emociona ver a esa dama de negro y blanco contornearse tristemente entre las notas que Beethovenn escribiese un día a su alumna Giulietta, a la que dicen que amaba. Mi acompañante deja rodar una lágrima por su mejilla. Otras muchas finas gotas saladas caen por los rostros cercanos. También por el mío. Y casi puedo apreciar desde mi posición que el pianista se ha emocionado igualmente.

Payaso (de blogs.20minutos.es)

La mujer del escenario no ha narrado de viva voz ninguna historia; la melodía de Beethoven es sólo eso, una melodía sin letra. No hay historia, al menos no historia narrada. Entonces, ¿cuál es el misterio? ¿dónde está la magia? ¿por qué hay cientos de personas llorando en este majestuoso recinto ante una triste muchacha que sólo mueve sus manos enfundadas en dos guantes?

Sólo un instante después, aparece un payaso que deslumbra con sus colores y logra hacernos carcajear aún con lágrimas en los ojos por la actuación anterior. No paramos de reír durante los veinte minutos en que ese genio ocupa el escenario. Tampoco habla. Sólo se mueve y hace sonidos extraños al ritmo de una marcha divertida. No me levantaría jamás de esta butaca. Desearía llevarme parte de esta ilusión y este mundo de fantasía a mi vida diaria y colmarla de risas y lágrimas como estas, como las que esta tarde inundaron este teatro. Pero cuando acaban los aplausos, sales a una calle repleta de gente que pasea de un lado a otro, de un bar a otro, buscando el pub con las copas más asequibles o a un ligue fácil.

Y ves salir por la puerta de atrás del teatro a un hombre con una americana de pana con coderas y un sombrero negro. El payaso, quizás. Y se mete en ese bar de enfrente a tomar un vino. Dos, tres… y llora. Y tú miras el cartel del teatro, le miras a él luego; ves su sonrisota pintada en el cartel y después sus lágrimas en ese bar. Y vuelves a emocionarte. Pero no hay tiempo para más fantasía en este mundo real, pues el autobús se acerca y no puedes perderlo. Tu acompañante te toma la mano y tira de ti. Correis hacia la parada. Todo lo que te rodea te devuelve a la realidad. Una realidad que, en mi opinión, precisa de más fantasía, de mucha más…

Os dejo con el trailer de una magnífica película en la que se muestra cómo la ilusión puede maquillar la dureza de la vida, aunque sólo sea durante el corto tiempo en que dura la actuación. ‘Pájaros de Papel’, de Emilio Aragón. Una obra maestra (no todos los críticos de cine lo creen, pero desde el punto de vista de este post lo es). Disfrutad de la función.

Miguel Alonso

Share

Written by siglosatras

6 febrero, 2011 at 18:22

Publicado en Arte, Cultura, Opinión, Teatro